Deadpool (2016)

Siempre pensé que cuando se hiciera una película de Linterna Verde, es porque la industria cinematográfica ya había tocado fondo (al menos el fondo del cajón, desesperados por encontrar historias taquilleras). Ryan Reynolds fue el desafortunado protagonista de Linterna Verde, un fracaso por donde quiera que se le vea.

Nunca se me ocurrió que se fuera a hacer una película de Deadpool, un personaje ya no secundario sino muy muy… no sé ni como decirlo ¿obscuro? es como si hicieran una película de Acuamán, cosa más sosa no se me puede ocurrir… claro, si hay un personaje en el mundo de los cómics con sabor, innovador y con harta posibilidad es Deadpool.

Poco presupuesto, ingenio y cinismo, de eso se trata la película.

Deadpool01

Deadpool es una película extremadamente violenta, pero violenta del rango que a Tarantino le gustaría conseguir porque no está adornado, no busca mas que transmitir violencia, no aporta a la historia sino que es la historia. Deadpool usa el traje verde para que no se note la sangre y eso queda más claro cuando se ve que cuando el personaje lo explica.

El personaje es extremadamente soez, ingenioso también, parlanchín del tipo Spider-Man (en las historietas, en cine nunca lo han captado) pero al mezclarlo con lo soez y cínico, los parlamentos son un lujo. Sin mensaje ni nada, simplemente muy divertidos.

Así como los ejecutivos de los estudios luego se meten en las películas a tal grado que logran que se haga una porquería (como Spider-Man 3 de 2007) aquí parece ser que dejaron que la producción hiciera lo que les viniera en caso y así lo hicieron, con el mejor presupuesto de cualquier película de superhéroes de la editorial Marvel y la mayor libertad creativa también. ¿El resultado? Una obra redondita.

Redondita en términos de que ‘lo que ves es lo que obtienes’ y desde los mismos cortos le presentaron al auditorio lo mismo que los pocos que habíamos leído a Deadpool conocíamos, uno de esos anti héroes que se pusieron de moda en las historietas a partir del éxito de Punisher, pero con mucho humor… pero muy grosero, y cargado de sexo (en esto, la película sí es bastante más atrevida que el cómic).

Desdpool02

La historia, contada en curiosos flashbacks mientras la acción presente de desarrolla en ultra cámara lenta, es lo que menos importa. En la película misma se refieren a la película -irónicamente- como ‘una historia de amor’… y lo explican porque al estilo de Frank Underwood en House of Cards, el protagonista se la pasa hablando con el público, rompiendo la cuarta pared (y llegan a tanto que incluso hacen una broma sobre romper la cuarta pared).

Pero… la burla va contra todos y todas, incluyendo el estudio, la película, el mismo Ryan Reynolds (cuando le van a dar poderes suplica que su traje no sea verde), los X-Men e incluso contra los de la compañía de enfrente, Batman y Superman.

Marvel se ha especializado en hacer películas entretenidas, de corte palomero salvo un par de grandes fracasos (destacan Los Cuatro Fantásticos) lo hacen muy bien y esta es muestra de lo mejor que hacen (si les gustó Ted y Ted 2 esta es buena opción), sin mayor pretensión que hacer buena comedia, cine de superhéroes (o lo que sea) muy entretenido.