Secret in Their Eyes (2015)

Raro ver a dos de esas grandes estrellas de Hollywood compartiendo créditos en una película que no es una superproducción, ese es el caso de Secret in Their Eyes, que aquí nombraron Secretos de una Obsesión (obsesión del distribuidor mexicano por poner títulos, ya que la película original se llama El Secreto de sus Ojos, porque la versión amerciana es un remake de aquella película argentina que ganó el Óscar en 2002).

Retomando lo de las dos estrellas, Nicole Kidman y Julia Roberts, quienes ya pasaron sus épocas de gran belleza (más Kidman que Roberts), decidieron ponerse a actuar, con un buen libreto respaldándolas.

SecretEyes01

El rol de Nicole Kidman, aunque demandante, le dio la oportunidad de demostrar que sigue muy guapa, y pongo en negritas el muy, porque de verdad logra llenar nuevamente la pantalla, sin dejar de verse -claro- que ya no es una jovencita, en tanto Julia Roberts se ve total y absolutamente demacrada por un lado y por otro ya deshaciéndose del papel de la american sweetheart logra demostrar que sabe actuar.

La trama está buena (es la original argentina, con algunos variantes en géneros) y aunque el protagonista lo lleva un poco visto Chiwetel Ejiofor (otro nominado al Óscar por 12 años de Esclavo), que con todo y que lleva el peso de la historia en la pantalla le gana la presencia de Kidman y Roberts (o bueno, quizá eso pase porque soy hombre).

La historia es bastante lineal, un grupo de policías y abogados que trabaja en Los Ángeles es marcado por el asesinato de la hija de uno de ellos y el asunto se alarga por décadas, pero la presentación de la historia se da mediante flashbacks, claro, hasta el punto en que la historia llega a tiempo presente, con los suficientes giros para que uno no pueda dejar de seguir la trama por muy lenta que sea presentada (porque eso sí, es una película muy lenta, no es de acción).

SecretEyes02

Hay un par de sub tramas que hacen que uno voltee un poco hacia los lados del motivo de la película (una investigación policíaca, porque eso es lo que es esta cinta, de trama de detectives).

La presencia de Alfred Molina por un lado y la de Michael Kelly, apoyan con buenas actuaciones a la historia; ambos se vuelven detestables o al menos crean buena animadversión sin convertirse en los malos… he leído un par de comentarios en donde dicen que las actuaciones están planas; en lo personal lo que veo es que el libreto no demanda gran amplitud de rango, pero en lo que demanda, todos están muy bien (todos menos los maquillistas que no hicieron gran cosa por marcar muy bien los 13 años que hay entre la acción en tiempo presente y los flashbacks).

La película la recomiendo para un día lluvioso y relajado. El final vale mucho la pena.

Generalmente los remakes dejan algo qué desear respecto a las películas originales (salvo contadas y honrosas excepciones), pero ha habido otros tantos, como el de The Thomas Crown Affair (1999), Sabrina (1995) y Meet Joe Black (1998), que me han resultado harto interesantes y con ganas de ver la original.

SecretEyes03