Wishful Drinking

La primera princesa que llamó mi atención no fue una de cuento de hada -¡qué flojera!- ni la Princesa Grace y fue mucho antes de la Princesa Diana de Gales… como muchos en mi generación, la mía -la nuestra- era una princesa de hace mucho mucho tiempo, sí, pero de una galaxia muy muy lejana… la Princesa Leia.

Les cuento esto porque acabo de leer Wishful Drinking, libro que me aventé en como una semana, escrito por Carrie Fisher, quien interpretara precisamente a la princesa en las tres primeras películas de La Guerra de las Galaxias, y en estos momentos todo se va volviendo lentamente Star Wars, que de por sí es una de las películas más esperadas de la década… con el empuje comercial de Disney que lo está volviendo una locura.

WishfulDrinkingE

Hija de dos celebridades del Hollywood de los 50-60, Carrie es reconocida en el mundo por ser Leia y lo admite con gracia, así como admite que es alcohólica, que tuvo severos problemas de abuso de drogas, que sufre del síndrome bipolar (antes llamado maniaco depresivo) y que es vecina de su mamá. A esto, claro está, agréguenle el haberse convertido en un ícono cultural como la Princesa Leia, cosa con la que ella misma bromea diciendo: “ahora cada que me miro al espejo tengo que mandarle a George Lucas un par de dólares”. (Aunque ahora el personaje es propiedad de Disney).

WishfulDrinkingL

Con este humor fue que montó un show, una stand up comedy (no sé cómo llamarle en español) llamado Wishful Drinking, donde habla de su vida, sus adicciones, su tiempo en instituciones para enfermos mentales, su vida en Hollywood, sus matrimonios y divorcios (hace especial énfasis en el padre de su hija que la dejó por otro hombre)… con un humor que no deja mucho espacio al sentimiento de estar leyendo lo que bien podría ser una tragedia. Y no lo es porque Carrie no se murió de sobredosis, aunque estuvo cerca y ahora lo cuenta… con harta gracia.

Aunque el libro parece mucho una transcripción del show -transmitido hace no mucho por HBO- vale la pena leerlo porque da cuenta de cómo se pueden enfrentar situaciones complicadas, bueno, al menos contempla y mucho, la posibilidad de hacerlo con humor.

WishfulDrinkingB

El libro está entretenido, tiene anécdotas buenísimas de situaciones increíbles y algunas francamente de lo más bajo que puede caer un ser humano y de alguna manera -seis chistes después- sobrevivir.

Es también una bonita muestra de lo que hay detrás de un personaje, porque la Princesa Leia es eso, un personaje que le tocó interpretar a Carrie Fisher, la persona que ya traía su problemática encima y arrójenle fama y fortuna a la mezcla y todo termina en un desastre.

No es un libro de superación personal, pero así deberían ser esos libros.

WishfulDrinkingC