Una vez más

Podría decir que fue mi infinita estupidez la que me hizo desaparecer mi blog con todo y los post que tenía, los cuales no tenían mas que una copia -la que estaba en línea- pero dados los tiempos, no podemos darnos el lujo de ser tan ingenuos.

Si la desaparición de todos mis comentarios es lo que parece, estamos ante un nuevo atentado contra la libertad de expresión, mismo que tiene que venir de arriba (no descarto, sin embargo, que venga de abajo) y si esto es así, es gravísimo.

Si no es lo que parece, es igual de grave.

Tags:

Deja un comentario